Atria Group devalúa su inversión en Juul en $ 8.000 millones

Altria Group, el fabricante de Marlboro, que invirtió 12.800 millones de dólares el año pasado en Juul, ha devaluado su inversión a 4.500 millones de dólares.

La devaluación, en cerca de un tercio de la inversión de Altria en Juul, se produce como consecuencia de la crisis que atraviesa el sector del vapeo. En los últimos meses se han registrado 33 muertes y 1.479 casos de enfermedades pulmonares graves solo en Estados Unidos relacionadas con el uso de cigarrillos electrónicos.

Juul, la compañía líder en la industria de cigarros electrónicos, ha visto como sus problemas se han intensificado. Uno de sus ex ejecutivos los demandó la semana pasada alegando que fue despedido porque advirtió sobre cápsulas de nicotina contaminadas.

La crisis ya había expulsado al CEO de Juul

En septiembre, tras el creciente número de muertes asociadas al vapeo, Altria provocó la salida del CEO de Juul Kevin Burns, quien fue reemplazado por el que había sido director de crecimiento de Altria, K.C. Crosthwaite.

En un comunicado de prensa, Howard Willard, el máximo ejecutivo de Altria, dijo que se espera que Crosthwaite ayude a la fabricante de cigarrillos electrónicos a «enfrentar y revertir el uso de productos de vapor entre menores de edad».

En un comunicado aparte, Juul señaló que Burns ha tomado la «decisión de apartarse» y destacó que Crosthwaite, con amplia experiencia en regulación, se encargará de revisar las «prácticas y políticas» de la firma de cara al posible veto de los cigarrillos electrónicos con sabores en el país.

La inversión de Altria Group en Juul

Altria es propietaria de Philip Morris USA y fabricante de los cigarrillos Marlboro. Ante los cambios que acontecen dentro de la industria del tabaco, derivados de los nuevos hábitos de la población y de las nueves leyes, empresas del sector, como Altria se encuentran implementando nuevas estrategias que garanticen su supervivencia.

La nueva industria del cigarrillo electrónico parecía una opción natural para un fabricante de cigarrillos tradicionales. Y Juul lucia como la elección correcta. Fundada en 2015, ejercía un marcado dominio en la industria con una participación de mercado del 72%.

 Así, Altria adquirió una participación del 35% en Juul Labs en diciembre pasado. La inversión de cerca de 13 mil millones de dólares de Altria, produjo una valoración de Juul en 38.000 millones de dólares.

En su momento, la participación de Altria le generó severas críticas a Juul. Esta se había erigido como una alternativa más sana al cigarrillo tradicional, manteniendo un discurso en contra de la industria del tabaco.

Después de cerrar la transacción con Juul, Altria clausuró su división de cigarrillos electrónicos, entre los que se encontraban los productos MarkTen y Green Smoke.

Parecía que Juul era la salvadora de Altria para mantenerse en el negocio.

Hoy, esa idea ya no esta tan clara.

Síganos en las redes sociales:
error

Deja un comentario